Teresa en Ucrania

YA ESTAMOS EN CASA

Priviet a tod@s, en primer lugar pediros disculpas por no informaros antes, pero los últimos  días han sido una verdadera odisea.
El martes, día 22, casi perdidas las esperanzas de viajar a casa ese día, pues desde hacia varios días,  estaba intentando conseguir billetes, sin éxito. Todos los vuelos a
Europa estaban copados por los ucranianos/as ricos,  que con motivo    de  la semana  Santa Ortodoxa, se iban de vacaciones.
Fue  un  autentico  milagro  poder conseguir  dos billetes de  avión,  aunque  con un  pero, el avión salia en dos horas, 1º con destino a Praga, donde tendría que esperar mas de 4 horas, para a continuación salir para Madrid, donde llegaríamos sobre las doce  de la noche.
A toda  prisa hice las maletas  y llegamos  justo a  tiempo  al aeropuerto  para coger el  avión a  Praga.
Sobre las 12.30 horas, llegamos a Madrid, con  suerte  que conseguí  los  dos  últimos  billetes  a  Málaga, para  el vuelo de  las 7 de  la  mañana. Si en anteriores mensajes os decía que me iba hacer guia turística en Kiev, pues no os podéis imaginar lo que son,  casi 7  horas  en  la terminal 4 , de  Barajas. Toda la noche paseo para arriba y para abajo, con la única compañía de Ana  y  de las  limpiadoras del aeropuerto.  Pero bueno, aparte del cansancio,  Málaga nos recibio con un día  precioso  y con  mucha calor, y nosotras  de invierno ucraniano, para sudar muchisimoooooooooo. En total 24 horas viajando, media  Europa recorrida, muy cansadas, pero felices por estar, por fin en casa.
Los siguientes días, mogollón de tramites, para regularizar la situación de Ana. Todo bien salvo que, a los dos días, tuve que llevar a la niña a urgencias, por un sarpullido en el cuerpo, donde me informan que es sarampión, nos os podéis imaginar, la que se a formado por esto, desde infinidad de llamadas, rellenar  un formulario de todas las personas que habían tenido contacto con la niña en los últimos 10 días, nº de vuelos, ciudades, etc....
Hasta que llego el 061 y le realizo a la niña las oportunas pruebas, dando negativo en sarampión. Con todo esto, me parecía estar en una serie americana.   
Ya todo se ha  normalizado,  incluso  Ana  ya empezado  a ir  al colegio.

Desde aquí, quiero agradecer y dar las gracias de todo corazón a todas las personas que me han acompañado en este viaje, a la familia, amigos, compañeros y a todos a los que sin conocernos, me han estado dando fuerzas y ánimos en esta aventura. Sin vuestro apoyo, en todo momento, no lo habría logrado.
GRACIAS

































Comentarios

No hay ningún comentario

Añadir un Comentario: